927 797 399 asistencia@tuvivienda.pe
DecoHogar

Decoración de paredes con cuadros: unos cuantos tips

cuadros en el hogar
1.08Kvistas

Cansado(a) de ver ese par de paredes vacías cada vez que ingresas a tu casa o departamento, te preguntas si no ha llegado el momento de hacer algo de miras a que la situación cambie de una vez por todas.

“Es tiempo de decorarla”, te dices. Piensas, por ejemplo, en empotrar algún mueble a fin de darle vida a tus muros… Después de tanto indagar, llegas a la conclusión que lo mejor podrías hacer es echar mano de unos cuadros a fin de darle vida a tus paredes.

De encontrarte en la última situación, ante todo queremos decirte que es una muy buena idea. Y que continúes con  la lectura de estas líneas, pues las hemos consagrado justamente a la decoración de los muros con cuadros a fin de elevar el nivel estético y decorativo de esos rincones de todo hogar que esperan de una decoración vivida a fin de lucirse. He aquí lo que nos permitimos sugerirte al respecto:

En primer lugar, te aconsejamos que elijas el tipo de arte que mejor se ajuste a tu gusto. ¡Ojo!, aquí no hablamos a fotografías o pinturas clásicas. ¡Para nada! Puedes optar por posters, ilustraciones y hasta por páginas de revistas.  La ideal es que el arte que escojas refleje tu personalidad y estilo, de ahí que la elección del contenido de los cuadros es algo de la mayor importancia.

En segundo lugar, te recomendamos que tengas presente el hecho el principio cromático a la hora de elegir tus cuadros: colocar imágenes que tengan colores similares te ayudará a mantener un estilo general en la pared. Por lo demás, puedes jugar con el color y las formas de cada marco, sus tamaños, grosores y fondos. Nada mal, ¿verdad?

En tercer lugar, sé creativo en lo que concierne a la ubicación de tus cuadros. Al hacer esto, lo más conveniente es que tengas en mente los tamaños y formas de cada uno de ellos. Para que tengas una idea cómo quedarían en la pared, te recomendamos recortar papeles y ubicarlos con cinta adhesiva de miras a visualizar el conjunto antes de llevar a cabo la instalación de los cuadros: a esta altura aún hay tiempo para poder realizar cambios, pues no has agujereado aún la pared.

Finalmente, solo tienes por delante la colocación de los cuadros. Para esto lo más conveniente es ubicar cada uno de ellos sin retirar la guía de las cartulinas. No está demás decir que de esta manera no perderás el esquema inicial.

¡Manos a la obra!

Leave a Response