927 797 399 asistencia@tuvivienda.pe
Sin categoría

Escoger entre vivir solo o compartir piso con alguien

126vistas

Si te encuentras en el dilema de escoger entre vivir solo(a), vivir por tu cuenta, o compartir espacio con otra persona, un “roommate”, te sugerimos que des una lectura a esta entrega. Creemos que puede ser de mucha utilidad. También  si eres madre o padre de un(a) hijo(a) que tiene que tomar esta decisión: encontrarás algunas ideas para aconsejarlo(a).

Para empezar, debemos decirte que no hay una respuesta definitiva, correcta, al respecto. En realidad todo dependerá en buena cuenta de lo que tú consideres que es lo más conveniente para ti en esta etapa de la vida que vas a iniciar. Ahí el departamento que has escogido juega un rol central.

Razones para compartir el piso con un roommate

Como toda decisión importante en la vida, el hecho de compartir la vivienda con un “roommate” tiene sus pros, su parte positiva, y sus contras, su lado negativo: nadie podría decir lo contrario. Lo mismo sucede con el hecho de vivir por cuenta de uno, solo.

Por ejemplo, al compartir el departamento con un roommate no estarás solo. Lo que venimos de decir no es trivial: tener a otra persona en el mismo departamento puede ser de mucho auxilio en caso requieras ayuda con miras a realizar algunas tareas de mantenimiento o reparación en el departamento compartido.

Otra ventaja de contar con un roommate es que podrás ahorrar dinero. ¿Por qué? Muy simple: podrás dividir los pagos de los servicios como agua, luz e internet. Lo mismo puede suceder, todo está en llegar a un buen acuerdo, con los gastos destinados a los alimentos. Lo ideal sería un roommate que se divierta en la cocina: ahorrarás más dinero, pues cocinar para varios es menos caro que hacerlo para uno solo.

Otro aspecto ligado al hecho de compartir es la división de tareas en el nuevo hogar.  Pues contar con una persona facilita, es bueno señalar, muchas cosas. Por ejemplo, en caso que tengas que ausentar, tu roommate, más que seguro, te podrá poner al tanto si alguna llamada o correo importantes has recibido.

Al compartir un departamento con un  roommate te permitirá asimismo compartir tareas. ¡Genial!: no tendrías por qué ser tú siempre el que se encargue de realizar las compras. Para nada, una semana puedes ser tú; la siguiente, tu roommate. O si tú siempre estás a cargo de la tarea, tui roommate podría hacerse cargo de, por ejemplo, la limpieza. O, por qué no, cocinar para ambos. Cosas que tú tendrías que hacer si vivieras solo.

Un par de razones para optar por vivir solo

La primera, muy importante, está relacionada con la privacidad. No hay que hacer mucho esfuerzo para saber que si compartes tu departamento, tendrás menos privacidad que al compartir piso con otra persona.

No tener un roommate, no cabe duda, permitirá hacer todo lo que quieras. Desplazarse libremente por todos los espacios del departamento. Invitar  a quien desees cada vez que quieras, es un buen ejemplo. Otro: el hecho de llegar a casa tarde sin tener que preocuparte por incomodar a tus compañero de piso, a tu roommate.

Y la segunda está relacionada con la tranquilidad y la paz que deseas encontrar en tu piso. Tu roommate puede ser una persona estupenda, pero le podría gustar tocar la guitarra u otro instrumento musical: un hecho que podría resultar a la larga siendo un problema si lo que tú deseas es que tu departamento sea un oasis de tranquilidad y paz. El lugar ideal para, por ejemplo, trabajar o estudiar.

***

Como puedes ver, vivir solo o compartir piso trae consigo ventajas y desventajas. No es una excepción a la regla: ¡suerte a la hora de decidir!

 

Leave a Response