927 797 399 asistencia@tuvivienda.pe
Consejos Inmobiliarios

Unos alcances acerca del inmueble heredado

Vender un Inmueble hipotecado
248vistas

Si has heredado un inmueble, más allá de felicitarte por el feliz hecho, te sugerimos leer estas líneas. Estamos más que seguro que te pueden servir de muchísima utilidad.

Ante todo, lo primero que deseamos decirte es que heredar cualquier tipo de inmueble es un hecho legal: es decir, es un hecho contemplado por la ley. Así como se lee, por la ley.

Primero lo primero: la formalización como propietario

De manera que para hacer efectiva la propiedad del bien que te han legado debes encausar tu acción en el marco de un proceso legalmente establecido: seguir una serie de pasos si lo que deseas es formalizar el traspaso del bien que has heredado.

Ante todo, es importante que sepas que la persona beneficiada por un inmueble heredado no tiene por qué gastar más dinero que el que tiene que el concierne a los gastos de la notaría y las tasas registrales que se deben verter llegado el momento realizarse la inscripción registral que le permitirá ser reconocido como flamante propietario.

Una vez que la persona se ha convertido en propietario del inmueble, está asume las obligaciones que le corresponde por el hecho de haberse convertido en propietario. A partir de ese momento tendrá que pagar impuesto y, en caso de que inmueble sea un departamento o parte de un condominio, asumir los gastos del mantenimiento respectivo.

Dos formas de heredar un inmueble

En lo que concierne a las formas o modalidades de heredar un inmueble, es bueno que sepas, que existen dos:

La primera de las formas de heredar un inmueble es la llamada sucesión intestada: esta tiene lugar cuando el fallecido no ha hecho conocer su voluntad en forma escrita. Vale decir, no ha dejado testamento.

De presentarse esta situación se deberá presentar una sucesión intestada con miras a oficializar la ausencia de un testamento. Enseguida, a través de una notaría, se debe inscribir la declaratoria de herederos. Finalizada esta formalidad, el nuevo o los nuevos propietarios asumen los derechos y deberes sobre el bien inmueble heredado.

Y la segunda es la llamada forma testamentaria. Esta se refiere a los casos en los que la persona fallecida dejó por escrito su voluntad. Es decir, dejó un testamento debidamente registrado: es decir registrada a través de escritura pública llevada a cabo ante un notario.

Cuando se presenta este caso es importante inscribir el testamento en la Superintendencia Nacional de Registros Públicos, Sunarp, si es que la inscripción no se ha hecho en vida de la persona que haciendo uso de su libre albedrio decidió legar el inmueble.

Se deberá pues llevar a cabo una ampliación de testamento, un trámite que consiste nada más y nada menos en solicitar la apertura de la escritura pública que dejó el testador en vida.

Gastos que el beneficiario tiene que asumir

Es bueno que sepas que es el beneficiario del inmueble heredado quien asumirá los gastos tanto de las transferencias registrales (S/20), como de la ampliación del testamento, al igual que el de la transferencia a favor del heredero testamentario (S/45).

Por lo demás, el propietario deberá abonar el monto de dinero que corresponde al Impuesto a la Renta: se calcula sobre el 5% del valor de venta del inmueble.

¡Asumir la propiedad de un inmueble heredado, no cabe duda, trae consigo derechos, al igual que responsabilidades!

Leave a Response